Loading...

Hay gente que confirma que el presumir nuestros bienes o acciones, son una condición humana que nunca va a desaparecer.
Y a pesar de que alguien debería poner un alto, ya nos acostumbramos y los simples mortales lo aceptamos.

Que van al gym

A muchos les encanta presumir que están haciendo actividad física y que están “viendo” por su cuerpo. Si le entraron a la moda fitness del momento (como el crossfit), no dudan en hacértelo saber para que sientas envidia. Te presumen sus “cuadros” o su “nalga” logrados apenas hace quince minutos que empezaron a ir al gimnasio.

Que ya tienen el nuevo iPhone

Haz de cuenta que el nuevo iPhone 27 S ya salió y también la persona que va a postear que ya lo compró.

No lo sueltan, todo lo quieren hacer desde ahí, sacan un comentario para que lo veas o simplemente le toman una fotografía y la suben a sus redes sociales con algún mensaje como: “nuevo juguete” o alguna cosa similar.

Que son religiosos

 

Las creencias religiosas pertenecen a la clase de cosas que deberían ser hasta cierto punto discretas o que cada practicante se guarde para sí mismo o algún grupo cercano. ¿Por qué? Por la diferencia de creencias que hay entre nosotros, pero los religiosos hacen todo lo contrario.

Nos encanta presumir y decir que nuestro Dios es mejor que el de otros, que es el bueno y que no hay ningún otro.

Sus vacaciones

En tiempos de vacaciones, las redes sociales se llenan de fotografías y estados de gente presumiendo que se está divirtiendo y que tu vida es miserable. Pueden ser las fotos de sus piernas con vista al mar, la foto del ceviche que se están comiendo, una foto desde la ventanilla del avión o alguna en algún lugar con nieve, cualquier pretexto es bueno.

Y cuando ya están cerca de ti, no dejan de hablar de ese momento y siguen con la intención de hacerte sentir miserable. Como si el objetivo de las vacaciones fuera el que los demás puedan ver lo que hacemos y sentir envidia en lugar de nosotros disfrutar el momento, algo lamentable.

Algún reconocimiento o que ya se graduaron

Como respuesta a esa necesidad sentirnos más importantes, alguien inventó los reconocimientos. Cada diploma, graduación, premiación o acto donde se reconozca algo por más mínimo que sea, nos encanta presumirlo.

No importa si es un diploma de haber acabado exitosamente el curso “Limpieza profunda a la hora de ir al sanitario”, es un reconocimiento y nos encanta presumirlo.

Que son veganos

Al igual que los crossfiteros, los veganos desde que comenzaron a reproducirse, no paran de presumir que lo son. Y muy similar a los religiosos, intentan cambiarte, hacerte sentir mal y dejar en claro que son ellos los que tienen la razón. Dejando en claro que para poder hacer todo eso, obligadamente necesitan presumir.

Que van a ser padres

Pocos son los que hoy en día no presumen cuando darán vida a alguna criatura, pues ya ni los que la tendrán por alguna aventura o descuido, tienen miedo de presumir a su hij@. Vamos por la vida diciendo que seremos padres no importando que a muchos les importe casi tanto como lo que les importa saber que estará pasando en otros planetas.

Al final el traer a un nuevo ser humano al mundo es motivo de alegría y hay que sacarle provecho, ¿no?

A la mayoría de nosotros no nos agrada la gente presumida porque asumimos que son arrogantes y porque a veces nos recuerdan nuestros pequeños logros.

Desde el exterior, la gente presumida parece feliz, poseedora de muchas cosas que los demás desean y a veces superior, pero lo que la mayoría de la gente no sabe es que por dentro son muy distintas.

En este artículo te llevare al interior de la mente de la gente presumida, entenderás como piensa, y te mostrare la verdad tras el ser presumido. Si quieres saber por qué la gente presume, entonces sigue leyendo.

Presumir es igual a ¿”me has notado”?

Algunos niños pequeños tratan de hacer movimientos para llamar la atención cuando sus padres no les prestan mucha atención. El niño puede verse envuelto en acciones que parecen extrañas y riesgosas para llamar la atención de sus padres.

Pero, ¿por qué un niño intenta llamar la atención? Porque cree que no está recibiendo la suficiente.

Si conoces al CEO de una empresa grande y conocida, seguramente el no necesitara decirle que gana mucho dinero o que vive en una gran casa, simplemente porque sabe que ya lo debes haber supuesto.

Si el hombre en cuestión no está seguro de la impresión que te has formado de él, quizás comience a presumir para mejorar su imagen si es que le importa la opinión que tengas de él.

Si haces que una persona segura de sí misma pierda su confianza o pruébale que es inútil y te responderá mostrando todas sus cualidades positivas y logros.

La verdad acerca de las personas presumidas

El sentimiento de que no son reconocidas: Las personas presumidas creen que no reciben toda la atención que merecen, así que presumen para enviar un mensaje claro. “Estoy aquí, nótenme”. Así que en realidad una persona presumida te resta rogando que la notes mientras tú ruegas que te acepte.

Les importa la opinión de la gente: Para algunas personas lo que piensen los demás no importa mucho y no tiene un efecto significativo en su felicidad. Para los presumidos, es lo opuesto. La opinión que los demás tienen de ellos es la cosa más importante y si fallan en agradarles a los demás, se pueden sentir muy mal.

Algunos creen que las personas los subestiman: Si creen que esto es lo que ocurre harán sus mejores esfuerzos para mostrar que valen la pena.

¿Es malo ser presumido?

Depende de cómo lo seas. Lo dicho anteriormente se trata de un presumir inconsciente donde la persona siente un intenso deseo de hacer que los demás se den cuenta de que están ahí, lo que no es muy bueno.

Por otro lado está el presumir guiado por el conocimiento. Se trata de conocer el impacto de demostrar ciertas cosas para hacernos más creíbles.

Si presumes porque quieres obtener un cierto beneficio a cambio, no hay problema mientras lo has de forma consciente.

Como hacer frente a las personas presumidas

Al contrario de la creencia popular, los presumidos son lo que necesitan la atención. Por ejemplo el hombre que conduce un automóvil de un millón de dólares y mira a las personas en la calle esperando que lo miren de vuelta es más débil que ellos porque necesita su atención, mientras ellos no necesitan nada de él.

Si la persona presumida te importa, entonces dale atención y le caerás bien, sino, solo ignórale.

 

Fuente: 7boom.mx

Comentarios

//soundmeup.com
//soundmeup.com