Loading...

Toda ciudad es un pequeño espacio con su delimitación geográfica, con determinados edificios y estructuras que van en aumento, siempre será solo una ciudad físicamente hablando; pero en un sentido más profundo, abarca infinitos conceptos, infinitas posiciones, distintas formas de apreciar, degustar, temer y disfrutar la llamada ciudad, un espacio de miles de sentimientos.

Vivir en la Ciudad de México es desafiante, ciertamente implica conocer muchos códigos, rutas psicológicas y físicas para saber cómo navegarla sin ser atropellados por la marea de estímulos que proyecta sobre todos sus habitantes. Toda resistencia genera fuerza, por ésta razón, los chilangos pueden parecer un tanto engreídos a la percepción nacional e internacional, porque cualquiera que ha vivido en CDMX sabe que puede vivir y sobrevivir en cualquier parte del mundo.

No sólo se puede hablar de una aclimatación al territorio (recordemos que soportar la altura y la calidad de aire en la ciudad es un reto para cualquier foráneo), sino que es curioso como cualquiera que haya permanecido un tiempo en la Ciudad de México va desarrollando ciertas habilidades que le serán muy prácticas a lo largo de su vida.

A continuación enlistamos algunas de las habilidades, y en algunos casos, superpoderes que se adquieren al residir en nuestra hermosa y contenciosa ciudad.

 

Astucia

Un característica innata de cualquier chilango es el saber leer a las personas, su lenguaje verbal y corporal. Resulta muy fácil volverse astuto para conocer las intenciones de los demás, sus inclinaciones, sus ideologías, su segmento socioeconómico, etc.

 

Negociantes

Por alguna razón, para toda compra-venta “informal” nos volvemos expertos en regatear. Nunca aceptamos el primer precio que nos dan, y eso nos da una gran ventaja como perfectos abogados callejeros, por no decir, argüenderos.

 

Camaleónicos

En la ciudad tenemos todo tipo de barrios y segmentos sociales, por lo que cada vez que entramos en una zona, adquirimos diferentes tonos y mañas para intentar pasar desapercibidos.

 

Progresivos

La Ciudad de México fue una de las primeras urbes del mundo en apropiar la visión vanguardista de inclusión a todos las orientaciones sexuales. Ahora es parte de la realidad de cualquiera que sea parte de nuestra sociedad.

 

Melómanos

Aunque la apreciación musical puede caracterizar a otras ciudades, en la Ciudad de México se pueden encontrar todo tipo de géneros que van del mariachi, cumbia, salsa, hasta el rock, electrónica y pop. Todos los que vivimos en ésta ciudad conocemos y cantamos canciones de todo el repertorio.

 

Tolerantes al tráfico

El pan de cada día, un ejercicio que muchos ya aprendieron a ver con filosofía. Todos los que conocen que sus rutas estarán congestionadas, han aprendido a entrar en un estado zen, o en su defecto, y un tanto reprobable, a hacer multitasking dentro de sus coches.

 

Tolerantes a la impuntualidad

Una consecuencia del punto anterior, es que en la ciudad dejamos de ser exigentes con la impuntualidad. Todos tenemos la oportunidad de abusar de la curva de paciencia de nuestros cohabitantes, se puede decir que ser puntual es llegar dentro de 15 minutos después de la hora acordada.

 

Aguante de fiesta

 

Nadie puede negar que en la ciudad somos los más fiesteros, no sólo podemos encontrar lugares abiertos de lunes a domingo para ir por unas copas, también existen los ya regulares afters que nos dan la opción de seguir la fiesta hasta la mañana del día siguiente.

 

Aguante al picante

En ciudades de todo el país se pueden encontrar diferentes familias de chiles, pero algo que caracteriza a la Ciudad de México es que a todo le ponemos salsa, podríamos aseverar, sin ningún soporte científico, que todos los restaurantes de la ciudad tienen la opción de ofrecer picante con sus platillos.

 

Patriotismo de corazón

Un punto controversial, aunque los chilangos somos los que más podemos criticar a los líderes y la imagen de nuestro país, los verdaderos sentimientos por México florecen cada vez que la selección mexicana gana un partido importante. Las calles se pintan de verde alegría y automáticamente, el día se vuelve feriado para escuelas y oficinas.

Vía: MxCity.mx

Comentarios

//soundmeup.com
//soundmeup.com